domingo, 6 de julio de 2008

Moscatell Cuvée Santamaria

Vino: Moscatell Cuvée Santamaria
Origen: Tarragona (España)
Productor: Cellers Tríada
Variedades: 100% moscatell
Alcohol: 15% vol
Precio: 5.8 euros (botella 37.5 cl.)
Enlace de la bodega: www.cellerstriada.com
Más información: Botella disponible en la tienda on-line del restaurante Can Fabes

Admito mi desconocimiento absoluto del personaje. Nunca he hablado con Santi Santamaria y desgraciadamente para mi no he tenido la oportunidad de comer en su restaurante, Can Fabes. Casi todo lo que sé de él provienen de la reciente polémica que le ha enfrentado con Ferran Adrià (o como dicen algunos de sus ataques al "genio del Bulli"). En todo caso, hasta hace unos meses no dejaba de ser un curioso personaje televisivo, multipremiado con sus 3 estrellas Michelin, que aparecía esporádicamente en los medios de comunicación con un inteligente discurso sobre gastronomía, el respeto a los ingredientes y a la tradición culinaria del país.

Un amigo (el mismo que me permitió abrir esa Pétite Sibérie 2001) me comentó hace unos días que tenía comida de negocios en el restaurante de Santi Santamaria en Sant Celoni. Aprovechando la oportunidad, y su holgada cartera, le encargué que me trajera alguna cosa para probar. Dicho y hecho: un sencillo y efectivo moscatel que por menos de 6 euros sirve de vino de postre de la casa. Cuvée Santamaria es el nombre que encabeza una gama de productos elaborados en exclusividad para ser comercializados en su restaurante Can Fabes. Bajo este nombre se comercializan 4 vinos que complementan la carta de vinos del restaurante. El primero es un curioso cava monovarietal de "parellada" con 18 meses de crianza en rima llamado Fondo del Frare Brut Nature. El siguiente es el Finca Montagut, un blanco de "chardonnay" fermentado en barrica con un perfil muy comercial (o eso me han comentado). El Finca Pantà es el tinto de la casa, otro monovarietal de producción limitada, esta vez de "merlot". Y finalmente encontramos el "moscatel" que ocupa este post, una mistela producida en la zona de Tarragona.

Quizás la mejor cualidad de este vino dulce sea la buena relación entre frescura/acidez y la correcta interpretación de mistela catalana clásica. Un "moscatell" sin pretensiones pero que ilustra sobre las bondades de este tipo de vinos. Tiene una nariz varietal y expresiva, llena de notas de fruta madura, confitura y auvados. En boca se muestra jovial y sabroso. Las notas de fruta escarchada y naranja amarga se mantienen en segundo término. En ciertas cosas recuerda al alicantino Moscatel de La Marina de Enrique Mendoza, aunque con algo más de profundidad. Recomendable en su sencillez.

Nota de cata:
Amarillo dorado, levemente ambarino, cierta sensación de grosor formando finas lágrimas.

Aromas de buena intensidad y bella factura varietal. Sobresalen las notas amieladas y dulzonas (membrillo, azahar, azúcar glaseado) sobre una fruta blanca muy madura, casi pasificada, con sensaciones auvadas. Cierta sensación de elegancia.

En boca es grueso, con una primera sensación abocada. Tiene un correcto equilibrio entre dulzor y acidez, con leves notas amargosas muy gratas. El conjunto es sabroso y fresco, poco empalagoso siempre que se tenga un correcto control de la temperatura. Final de notable amplitud, con notas especiadas y de naranja amarga prolongándose gratamente, algo cálido. Retronasal auvado.

Nota personal: 14/20
Relación calidad precio: Correcta
.